Ultimate magazine theme for WordPress.

¡COLAS Y BACHAQUEO! La gasolina en Venezuela ahora se cotiza en dólares – Noticias de Venezuela y el Mundo

0


El contrabando de gasolina ha sido el argumento del régimen para tomar medidas excepcionales en estados fronterizos como Zulia ó Táchira. Al cumplirse dos meses de confinamiento surgen dos escenarios para lograr acceder al combustible que ahora se cotiza en dólares en la capital y otros estados de Venezuela.

Se trata de una nueva forma de «vacuna» o de «bachaqueo de gasolina» que discrimina a quienes a duras penas tienen dinero para adquirir alimentos, sumando nuevas modalidades para el acceso del combustible.

Colas interminables, delivery o pagarle a funcionarios militares que aprovechan su investidura y custodia de estaciones de servicio para redondear su negocio. Conductores denuncian que en el eje Guarenas-Guatire en el estado Miranda la orden es pagar «en verdes» o realizar pago móvil por el equivalente en las cuentas personales de funcionarios de la Guardia o Policía Nacional que están a cargo de la seguridad del lugar.

«Si nos ven la intención de tomarles una foto de una nos caen encima. Son demasiado descarados y se aprovechan de la necesidad que tenemos de poner gasolina» denunció una conductora.

En la bomba del sector El Cercado en Guarenas garantizar un puesto en la fila para surtir son 10 dólares y 5 si decides comprarle a personas que viven cerca de la vía principal y «pimpinean» para rebuscarse ante la crisis económica.

En Venezuela, un país petrolero, donde era impensable sufrir desabastecimiento de gasolina llenar un adicional a los 20 o 30 litros cuesta 20 dólares y otros 5 la misma cantidad de litros de gasolina adicionales.

La tarifa para los motorizados que necesiten surtir sus tanques dependerá de lo que logre negociar. Hasta ahora solo acceden a 3 litros.

«Poner gasolina es una odisea. Además del cobro debes aceptar que funcionarios coleen a familiares o personas que pagan más para pasar primero» dice Carlos Bonilla un residente de Guatire.

Daniel Espinoza también debe surtir de gasolina entre Guarenas o Guatire, comenta que por un carro pequeño ha pagado 60$, es decir dos dólares por litro para completar los 30 que usa para movilizarse a su puesto de trabajo.

«Yo trabajo para una empresa de alimentos, ellos me dan una especie de bono para pagarla, pero no sé hasta cuando se aguante con esta situación. Es insólito que pasemos por esto y nadie diga nada».

Pimpineros de la capital

Abarrotadas lucen las estaciones de servicio en Caracas, que aunque se estrena en una realidad común en el resto de Venezuela no es menos importante recordar que es la llegada de un escenario anunciado y propio de la corrupción e ineficiencia en la que el chavismo ha sumido a PDVSA. 

Hace años Hugo Chavez decía en un mitin político que aunque el petróleo llegara a cero en Venezuela no faltaría la gasolina. Calles y avenidas de Venezuela la realidad es otra.

Hoy basta con recorrer las bombas para ver en los vidrios los carros números marcando el orden que tienen cualquier conductor en las colas. Gente pernoctando para recibir racionada la gasolina y tratar de cumplir con su rutina, modificada al mismo tiempo por la cuarentena, gente que además reza para correr con la «suerte» para lograr tanquear.

Un conductor que prefirió no identificarse amaneció en la cola de la estación de servicio de Plaza La Estrella en San Bernardino. Comentó que le tocó el numero 130 y cuando ya estaba más cerca colectivos en complicidad con cuerpos policiales colearon a otros vehículos, minutos después le notificaron que la gasolina se acabó.

Historias como estas se repiten a diario. Las denuncias llueven pero impera la ley del más vivo. Otro caraqueño informó que en bombas que surten en el oeste de la capital puedes pagar hasta 25$ por 20 litros de gasolina.



Leave A Reply

Your email address will not be published.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More