muerte de Mahsa Amini revelan que Irán no quiere seguir viviendo


El analista político Joseph Hage dijo este martes que las protestas que se están dando en Irán, tras la muerte de la joven de 22 años Mahsa Amini en manos de los cuerpos de seguridad, por no llevar «bien puesto» el velo, reflejan que los iraníes no están contentos con el gobierno de Ebrahim Raisi, al que catalogó de «dictadura teocrática».

En Irán no cesan las protestas tras la muerte bajo custodia de Mahsa Amini, una joven que había sido detenida por la Policía de la Moral por «llevar ropa inapropiada». El lunes, la Policía negó cualquier responsabilidad por la muerte, mientras que Francia pidió una «investigación transparente», reportó AP.

Sobre el tema, el analista Hage destacó que esto es nuevo ya que los iraníes han salido a las calles a condenar la muerte de la joven y contra el gobierno.

«Esto es nuevo, pero últimamente cuando la represión aumenta la población empieza a protestar. En Irán protestan porque están en contra de esta teología, la implementación del velo y la violencia. Mahsa Amini tenía 22 años y salió a la calle con el velo mal puesto, la querían arrestar y fue detenida. Después murió», declaró vía telefónica a Román Lozisnki.

Explicó que en Irán -como en Afganistán- la mujer debe salir a la calle, tapada desde la cabeza hasta la punta del pie. «No se le puede ver ninguna parte de su cuerpo y cuando la policía de la moral dice que tiene el velo mal puesto, es a discreción, pudo ser que se le veía la boca o los ojos o que traía maquillaje, que también está prohibido en público. La policía puede interpretar a su antojo cómo debe estar el velo».

«El arresto es inhumano y es una persona que murió, esto no se olvida de un día para otro y vemos como miles de mujeres han manifestado su rechazo y han reclamado los derechos de la mujer. Son los derechos de un ser humano que no ha hecho nada y cada ciudadano tiene que presionar a su gobierno para que estos presionen al gobierno iraní porque esto no es aceptable. Todo esto muestra una realidad. Las mujeres en Irán no están de acuerdo con las reglas de los teócratas de que las mujeres vivan con las restricciones del siglo VII. Por eso, ya empezaron a revelarse, quemando los velos, cortándose el cabello, sacando mensajes anti-teócratas. Esto revela que la población en general no está de acuerdo con la vida religiosa, contrario a lo que quiere predicar desde el gobierno, que en Irán todos están de acuerdo y feliz con esta vida».



Deja un comentario